EL CÓMIC.

“IBÉROES” son un grupo de héroes ibéricos muy poco convencionales, donde los clásicos robots y magos alternan con otros personajes menos habituales como mujeres hechas de gominola, gemelos que en realidad son una única persona y un líder que activa sus poderes pronunciando en voz alta códigos de barras.

La primera aventura del grupo, “IBÉROES: La Guerra de las Rosas”, comienza en la madrileña Plaza de la Cibeles para trasladarse después al antiguo barrio chino de Barcelona, dominado por un criminal capaz de controlar a los ciudadanos a través del reparto ambulante de rosas. El cómic se complementa con fichas de todos los personajes. 

A continuación podéis ver la portada y las cinco primeras páginas. Pinchad en cada imagen para ampliar.

 
 

La segunda aventura del grupo, “IBÉROES: Día Libre” nos lleva a la Feria del Caballo de Jerez, a las discotecas canallas de la Ruta del Bakalao valenciana y a históricos edificios madrileños, mientras descubrimos a qué se dedican nuestros héroes en su jornada de descanso. 

A continuación podéis ver la portada y cinco páginas de la historia.

DOSSIER DE PRENSA.

Ya está disponible el Dossier de Prensa con toda la información relativa al lanzamiento de IBÉROES: Día Libre.

Podéis descargarlo comprimido en .Zip pinchando aquí.

LOS AUTORES.

IÑIGO AGUIRRE (Zaragoza, España, 1974) le da al dibujo en sus ratos libres. Sus primeros monos vieron la luz en el extinto fanzine zaragozano “69 Días en Pekín” en 1991. En un ejemplo de trayectoria coherente con su afición, se licenció en periodismo, trabajó como redactor creativo en varias agencias de publicidad, y sigue vinculado al mundo de las campañas y de la comunicación.

Tras autoeditar a finales de 2009 el primer número de IBÉROES, titulado "La Guerra de las Rosas" y pegarse el susto de su vida por la buena acogida del cómic, repite jugada y presenta el inevitable número de continuación: "IBÉROES: Día Libre". Muy profesionalmente asistido, eso sí, por míster Java Tartaglia.

Después de este maratón, tiene muy claro que una cosa es pasarse la vida pensando que puedes hacer algo, y otra cosa muy distinta hacerlo. Finaliza la tarea convertido en un infraser balbuceante, dolorido y cheposo. Pero con un runrún de fondo en las tripas muy parecido a eso que podríamos llamar felicidad.


JAVIER TARTAGLIA (La Plata, Argentina, 1975) estudió en la facultad de Bellas Artes en su ciudad natal la carrera de Diseño en Comunicación Visual. Tras decidir que lo suyo era la pintura como cuando era niño, que iba a talleres de dibujo y pintura, y aprovechando su manejo de tan increible software como lo es el maravilloso Photoshop, se abocó a la tarea de colorear ilustraciones. Las ilustraciones dieron paso a los cómics y otros tantos trabajos por estilo, hasta que más o menos se acomodó profesionalmente.
 
Asistió durante 10 años de arduo trabajo a infinidades de artistas de los cuales jamás supo su paradero, y otros tantos con los cuales se relacionó en amistad. Ha publicado mayormente en Estados Unidos, en compañias pequeñas, otras con un poco más de prensa y otras un poco más grandes como Image, DC ComicsMarvel. A principios de 2009, mientras gozaba de un bache de trabajo realmente poco satisfactorio, conoció al amigo Íñigo Aguirre, que le dio la chance de trabajar en Ibéroes. ¡Y acá está el resultado!

LOS PERSONAJES.

 VIRIATO

En un mundo que glorifica el éxito fácil a través de la TV, el noble Olegario Oliveira decidió ir con la corriente y participar en todos los concursos posibles, hasta que en uno de ellos, ganó la oportunidad de convertirse en super-hombre.

Fue entonces cuando codificaron en su cerebro cientos de poderes que puede activar pronunciando en voz alta los números de serie correspondientes. No obstante, este sistema debe perfeccionarse: por el momento no puede emplear varios poderes simultáneamente, y todos ellos son de uso único. Sin embargo, basta con una visita al Centro de Recarga después de cada aventura para recuperar el 100% de sus recursos.

La procedencia de estos "poderes de diseño" es todavía una incógnita.

ABAD ABRAHAM


Fue la máxima autoridad de una cofradía de monjes medievales con poderes mágicos que habitaron el zaragozano Monasterio de Piedra. Tras liberar a una joven poseída, sufrieron el ataque vengativo de los demonios, y aunque los derrotaron, no pudieron evitar que uno de ellos arrojara un gran peñasco sobre el Abad, sepultándolo en el paraje que hoy se conoce como "La Peña del Diablo."

Recientemente, Abraham consiguió liberarse gracias a su magia, aunque su deteriorado físico necesita ser preservado en una armadura especial. Desaparecida ya su cofradía, lucha de nuevo por la justicia en las filas de Ibéroes.

La magia del Abad sólo funciona con sujetos católicos, aunque recientemente ha asimilado un amplio compendio de magia china. Los efectos de esa combinación están por evaluarse.

TINA GELATINA

Durante el asalto a una fábrica de golosinas en Alicante, la joven Tina Valls cayó por accidente en una cubeta de gelatina mentolada mientras escapaba de la policía. La combinación del gel con las pastillacas que guardaba en los bolsillos alteraron su ADN y la transformaron en una golosina humana.

Decidida a redimirse, Tina se puso en manos de Ibéroes y consiguió dominar sus recién adquiridos poderes; poderes que le permiten estirarse, crear rampas, globos y objetos simples, endurecerse como el caramelo con el frío y licuarse con el calor.

Incapaz de recuperar su aspecto normal, ha encontrado el amor en los brazos de su compañero Birloque.

ANDY ANDROIDE

Cuando el malvado Doctor Contubernio se cansó de estar en la cárcel, cedió los planos de su robot estrella al gobierno, a cambio de la condicional. Tras cerrar el trato, huyó con paradero desconocido, y muy astutamente, colgó una versión idéntica para uso libre en Internet.

Como consecuencia, casi todos los países cuentan con uno o varios modelos de este mecanoide, aunque sólo Ibéroes conserva el modelo original, que tiene el Emoticrón incorporado. Este dispositivo permite que robot desarrolle emociones propias, aunque no se ha demostrado que eso suponga ventaja comparativa alguna respecto al resto de sus compañeros de serie.

Andy Androide posee numerosos gadgets y armas, aunque únicamente puede actuar en el marco de la legislación Europea.


RAMÓN DEL VALLE

La información existente sobre este misterioso anciano es escasa. Hay quien afirma que es un clon de un célebre escritor noventayochista, mejorado con implantes cibernéticos. Otros piensan que se trata en realidad del desaparecido conserje de un célebre edificio de oficinas madrileño que fue pasto de las llamas. Y no faltan los vecinos del Valle de la Vera en Cáceres, que le identifican como un ermitaño que fue carbonizado por un rayo.

Lo cierto es que podría ser cualquiera, pero Ramón ha arriesgado su barba en más de una ocasión y siempre pone sus poderes eléctricos al servicio del bien. De momento, su identidad y motivaciones pueden esperar.


BIRLI&BIRLOQUE

Marc Martínez acudió una tarde a un espectáculo de magia, y fue dividido en dos seres idénticos. Pero antes de que el hechizo pudiese ser anulado, un desafortunado accidente acabó con la vida del mago, y donde antes sólo estaba Marc, los gemelos Marco y Marcos Martínez ocuparon su lugar.

Pronto descubrieron que podían fusionarse de nuevo y convertirse en Marc sólo con tocarse. Cuando esto sucede, Marc duplica la potencia de sus habilidades, ya sea fuerza, resistencia, agilidad, memoria, visión, oído... Convertido en algo más que humano, Marc se hizo llamar Birlibirloque, y buscó empleo como justiciero a sueldo, aunque sólo cobra una única paga.

Inicialmente, ambos gemelos comparten personalidad, aunque la experiencia van moldeando lentamente su carácter por caminos distintos, lo cual se lo pone cada vez más difícil al original. ¿Quién prevalecerá?

EL REPRESENTANTE


De niño, Pancho Sánchez fue el mayor fan del Capitán Manchego, héroe de la posguerra, e incluso llegó a acompañarle en algunas aventuras como Panchito, el zagal maravilla. Sin embargo, el Captitán cayó en desgracia cuando la opinión pública descubrió que sus combates estaban amañados por el aparato propagandístico del régimen.

Traicionado en sus creencias, Pancho se retiró y abrió un humilde bar de carretera, en el que se mantuvo hasta la llegada del Proyecto Ibéroes, para el que fue requerido en calidad de Representante.

Actualmente protege a sus muchachos de los peligros de la burocracia, mientras trata por todos los medios de defender un puesto codiciado por muchos.

WALLPAPERS.

¡Dos modelos de Fondo de Pantalla para tu ordenador ibérico!